El IPC repunta cuatro décimas en mayo, al 8,7%, por el alza de los carburantes y los alimentos

La subida de precios vuelve a presionar a los consumidores españoles. Después de la tregua de abril, la tasa de inflación repunta en mayo cuatro décimas, ante el avance de precios de los carburantes y de los alimentos. El IPC adelantado sitúa su variación anual en el 8,7% en mayo, cuatro décimas por encima de la registrada el mes anterior, cuando se moderó 1,5 puntos hasta el 8,3%, según los datos que ha publicado el INE este lunes. Aunque la tasa anual no alcanza el 9,8% de marzo, máximo desde mayo de 1985, el índice de precios al consumo se mantiene en unos niveles no vistos desde mediados de los años ochenta en España.

Según explica el INE, la subida de cuatro décimas en mayo se debe, principalmente, a que los precios de los carburantes y los alimentos y bebidas no alcohólicas suben este mes más que en mayo de 2021. Con el efecto contrario, disminuyen los precios de la electricidad, frente a la subida del año pasado.

La inflación subyacente (índice general sin tener en cuenta los alimentos ni productos energéticos) aumenta cinco décimas, hasta el 4,9%. De confirmarse, sería la más alta desde octubre de 1995.

Respecto al mes de abril, los precios de consumo registran un alza del 0,8%, frente a la caída del 0,2% de abril. Se trata de mayor aumento en un mes de mayo desde 2018.

En cuanto al Índice de Precios de Consumo Armonizado se sitúa en el 8,5%, dos décimas superior a la registrada el mes anterior.

Fuente: Cinco Días

Contenido relacionado

Fecha: 29/11/2022

Organiza: Cámara Comercio de Valencia

Modalidad: Presencial

Busca en Pateco