La cesta de la compra se dispara un 24% y presiona al Gobierno para mantener la rebaja del IVA y evitar el rebote del IPC en verano

Hacienda no descarta prorrogar la medida más allá de junio y los expertos advierten: si no se extiende, la inflación subirá con fuerza en el tercer trimestre

Ir al supermercado continúa siendo un problema de primer orden económico para muchas familias. Los precios de la cesta de la compra siguen disparados a un mes de que expire la rebaja del IVA de los alimentos básicos puesta en marcha por el Gobierno hace ya casi un año y medio, lo que presiona al Ejecutivo para mantener la medida más allá del 30 de junio y evitar que la inflación se dispare durante los meses de verano. Así lo reclaman tanto el sector de la distribución como los consumidores y los expertos. Y el Ministerio de Hacienda, a estas alturas, no lo descarta.

A falta de conocer el desglose de los datos del IPC de mayo, que el Instituto Nacional de Estadística (INE) no hará públicos hasta mediados de junio, indicadores más exactos como el propio seguimiento in situ de los precios de los alimentos en los supermercados confirman que la cesta de la compra básica volvió a subir con fuerza en mayo. En concreto, un 2,54%, hasta situar el ticket medio en 37,33 euros, un 24% más que cuando entró en vigor la medida en enero de 2023 y el importe más elevado desde que el Gobierno rebajó el IVA. Es decir, pese a un apoyo público que ha supuesto ya una merma en la recaudación de más de 2.000 millones de euros, ya no es que el bolsillo no lo perciba, sino que ir a hacer la compra es incluso más caro ahora que antes de la bajada de impuestos.

Así lo ponen de manifiesto los datos de la Asociación de Usuarios Financieros (Asufin), que lleva 17 meses monitorizando los precios de una cesta de alimentos básicos en cinco supermercados: Alcampo, Carrefour, Dia, El Corte Inglés y Mercadona. El registro de los tickets refleja que, de media, la misma compra era, a cierre de este mes de mayo, un 23,99% más cara que en enero de 2023, cuando los supermercados empezaron a aplicar la rebaja impositiva.

La cesta incluye alimentos con IVA rebajado del 4% al 0%, como leche, huevos, plátanos o arroz, y otros con IVA reducido del 10% al 5%, como macarrones o aceite de oliva. Y los últimos datos facilitados a EL MUNDO son preocupantes porque en los meses recientes los precios de esta cesta básica se venían moderando. En abril apenas subieron un imperceptible 0,06% respecto a marzo, cuando habían caído incluso un 0,3% en relación con febrero. Pero en mayo escalaron con fuerza debido a varios factores. Por un lado, la inusual subida de las frutas que no son de temporada, como manzanas o plátanos, que tradicionalmente se han utilizado como reclamo pero que, en esta ocasión, no se han ofertado. Y por otro lado, a categorías que aparentemente se mantienen estables pero que han experimentado importantes repuntes en algún momento del año, como la pasta o el aceite.

Es la explicación que aporta el responsable de Estudios de Asufin, Antonio Luis Gallardo, que advierte de que si el Gobierno vuelve a subir el IVA de los alimentos a partir del 1 de julio «la inflación alimentaria subirá tres o cuatro décimas coincidiendo con los meses de verano, que son inflacionistas de por sí porque se dispara el consumo con los precios turísticos al alza». Su recomendación es prorrogar la medida «al menos un trimestre más» para evitar ese rebote del IPC por el «efecto verano».

Aunque el Gobierno le ha comunicado a la Comisión Europea que irá retirando las rebajas fiscales de manera paulatina, la ministra de Hacienda, María Jesús Montero, ha avanzado que esperará «hasta el último día» para tomar una decisión sobre el IVA de los alimentos, en función de cómo se comporten los precios en junio.

De retirarse la medida, «la inflación de alimentos no elaborados podría alcanzar entre el 6% y el 7% en el tercer trimestre y los alimentos elaborados continuarán mostrando un incremento de alrededor del 4%», advierte el economista jefe para España de BBVA Research, Miguel Cardoso. Incide, en todo caso, en que «los precios podrían mostrar una presión a la baja como consecuencia de las lluvias y su impacto sobre la oferta en el segundo semestre, la disminución del coste del fertilizante o la reducción en el precio de la electricidad. «Aunque el sesgo es a una moderación del aumento en precios, el incremento del coste laboral es un factor que podría limitar la caída de la inflación en estos productos», avisa.

CARREFOUR, EL MÁS CARO; MERCADONA, EL MÁS BARATO; Y ALCAMPO, EL QUE MÁS SUBE

El supermercado más caro para hacer la compra de alimentos básicos es, en estos momentos, Carrefour, según los datos de Asufin, que elevan a 38,99 euros el ticket medio de una docena de productos con IVA reducido que incluye leche, arroz, pasta o fruta. La misma cesta cuesta 36,28 euros en Mercadona, el súper más barato, de acuerdo con los precios del mes de mayo que acaba de concluir. Entre medias están cadenas como Dia (37,71 euros), El Corte Inglés (36,98 euros) o Alcampo (36,71). Si bien es esta última la que más ha subido los precios de los alimentos básicos desde que empezó a aplicar la rebaja del IVA en enero de 2023. En concreto, hasta un 40,76%. Este incremento está muy por encima de la media registrada en las cinco cadenas monitorizadas por Asufin, que se sitúa en el 23,99%, y contrasta con el aumento de 16,7% que se observa en Mercadona, el súper que menos ha subido los precios de esta cesta básica. En Dia, por su parte, el aumento es del 19,03%, y en Carrefour, del 22,88%. Mientras, en El Corte Inglés asciende al 23,35%.

Fuente: El Mundo

 

noticias destacadas
agenda

Fecha: 19/09/2024

Organiza: Oficina PATECO

Modalidad: Presencial

Busca en Pateco