Los supermercados valencianos, a favor del bono consumo pero no de la fórmula francesa contra la inflación

Asucova está dispuesta a colaborar con el Consell a la hora de planificar medidas que ayuden a paliar la subida de precios de los alimentos. 

La Asociación de Supermercados de la Comunidad Valenciana (Asucova) está dispuesta a colaborar con el Consell a la hora de planificar medidas que ayuden a paliar los efectos de la inflación, como podría ser un bono consumo, pero no considera que la fórmula aplicada en Francia pueda resultar positiva en España.

Según ha manifestado a EFE el director de Asucova, Pedro Reig, la asociación ha mantenido varias reuniones con la directora general de Planificación y Análisis de la Generalitat, Ana Berenguer, en las que se han abordado los problemas derivados de la alta inflación y se ha elaborado un «análisis y un diagnóstico».

«Estamos ante problema de costes, no de precios. En su momento solicitamos una bajada del IVA, y cuando se hizo tuvo un efecto claro sobre los precios del mes anterior, otra cosa es la evolución interanual, porque los precios han seguido subiendo».

El Gobierno valenciano, como recuerda Reig, no tiene competencias sobre el IVA, «como tampoco sobre la moratoria del impuesto al plástico de un solo uso o la consideración de los sectores agroalimentarios y de distribución como sectores esenciales, lo cual nos permitiría acceder en mejores condiciones al mercado de la energía«.

Sin embargo, ha apuntado que existen conversaciones sobre la posibilidad de «articular algún tipo de mecanismo, que podría ser un bono consumo, aunque está por decidir, para paliar los efectos de la inflación sobre las familias más desfavorecidas. En esto se ha trabajado y estamos dispuestos a poner de nuestra parte para que sea posible».

Preguntado sobre la fórmula acordada en Francia, en la que cada supermercado diseña una cesta de la compra con productos al precio más bajo posible, Reig se muestra reacio: «En España y en la Comunitat Valenciana manejamos unos niveles de precios menores a los de Francia, con márgenes comerciales menores -de alrededor del 2 %, explica-, y tenemos una ley de cadena alimentaria que nos obliga a asumir los incrementos de costes de proveedores o fabricantes».

«La subida media de precios en origen ronda el 35 %, no un 15 % como el IPC. Por lo tanto entendemos que la distribución ha actuado en España como un dique de contención de los precios», añade este directivo de Asucova.

Recuerda que con un anterior gobierno de Nicolás Sarkozy en Francia ya se toparon los precios de determinados productos y entonces se buscaron otros proveedores en países terceros o se optó por reducir calidades, «lo cual no beneficia ni al consumidor ni al productor».

«Desde el primer día repercutimos lo menos posible la subida de coste, nuestros márgenes son los más bajos de la cadena alimentaria, Se pueden consultar en el Registro Mercantil», señala Reig, quien además destaca la elevada competencia del sector de la distribución en España, que considera garantía de regulación de precios.

«Esperamos que en los próximos meses la bajada de los precios de los carburantes o la estabilización de los mercados de materias primas pueda tener una repercusión sobre el consumidor final, pero adicionalmente el Gobierno podría seguir aplicando un IVA reducido a la carne y al pescado, que son los productos que más han subido», añade Reig.

Por último, ha hecho un llamamiento a la «altura de miras», más allá del «periodo electoral» en el que nos encontramos, pues a su juicio «no conviene confundir con ciertos mensajes». «Hay que entender que las empresas trabajan con responsabilidad y que en España el consumidor tiene muchas más opciones que en Francia, que hay una competencia mucho más saludable».

Fuente: El Español

 

noticias destacadas
agenda

Fecha: 29/02/2024

Organiza: Cámara Comercio de Valencia

Modalidad: Presencial

Busca en Pateco